Select Page

Parece mentira lo rápido que pasa el tiempo y lo vertiginoso que está siendo este primer cuatrimestre del año con viajes inesperados, invitaciones a vuelos inaugurales, eventos… y mientras todo esto pasa, los Post que uno tiene ganas de compartir se van acumulando en “Borradores”. Una de las desventajas de tener esto como hobby 😉

Una de las cosas que más me gusta hacer en DesdeElPatio es compartir los vuelos y este Post es uno de ellos, con el de vuelta de Dallas a Buenos Aires que se dio en Febrero pasado, a la vuelta de un viaje sorpresivo y fugaz a la ciudad de Seattle (click acá para ver el Resúmen) que surgió, LITERAL, de un día para el otro.

Si quieren seguir cronológicamente los 3 vuelos anteriores de ese viaje, comparto los link a cada uno de los Reportes:

De esta manera, luego de haber salido de Seattle por la mañana y de un vuelo de casi 4 horas (más 2 de huso horario por haber volado hacia el este) ya estaba esperando el vuelo siguiente en el Salón VIP Admirals Club de American Airlines, ubicado en la Terminal A del Aeropuerto Fort Worth de la ciudad de Dallas.

Mientras disfrutaba del lugar, llegó el anunció y solo tuve que bajar por el ascensor, salir de la Sala VIP y caminar unos pasos hasta llegar a la puerta A23, la asignada para el vuelo AA997 a Buenos Aires, que así se presentaba 🙂

A pesar del anuncio en el VIP aún no había comenzado el embarque y tuve unos minutos para acercarme al ventanal y tomar una foto del Boeing 777-200 matrícula N790AN de 18 años de edad, quien nos iba a llevar hasta Buenos Aires en un vuelo de unas 10 horas de duración.

Ni tiempo hubo más que hacer unas llamadas a la familia que ya estaban comenzando el embarque y como viajaban en Business no tuve ningún apuro en ingresar 🙂

Embarcamos por manga y aproveché la ventanita de costado para hacer la clásica foto antes de cada vuelo. Se ve que uno se está poniendo viejo, choto y cabulero que si no puede hacer esa foto por X motivo, se queda esperando hasta que salga jajaja (le pasó a un amigo)

Como les contaba más arriba, había dejado pasar a casi todo los pasajeros para poder tomar la imagen de arriba. Gracias a la tripulante por haberse dejado tomar esta linda foto, para mostrar las hermosas luces del interior de este avión.

Ya dentro de la aeronave, llegué hasta la fila donde estaba asignado el asiento en clase Business y tomé esta imagen aprovechando que no había nadie en esos lugares, como para mostrar los del medio.

La clase Business de este Boeing 777 tiene una configuración de 1-2-1 y una capacidad para 37 pasajeros. En ventanilla, el 8L que había seleccionado 🙂

Ya ubicado en mi lugar, una imagen que costó tomar por el reflejo de las luces del interior del avión que se mantuvieron encendidas incluso en el despegue lo que complicó muchísimo las fotos y videos 🙁 🙁

Por ese mismo motivo no pude hacer más que relajarme y disfrutar del push back, encendido de motores, rodaje y despegue… Lo bueno de esto, por que siempre hay algo positivo en todo lo que a priori parece malo, es que pude prestarle atención a otras cosas. Y que lindo como empuja este triple siete y te tira de orto contra el asiento !!

Despegamos y los primeros minutos tuvimos una linda vista nocturna a la ciudad que luego desapareció por la nubosidad. Salimos hacia el sur y ya en el Golfo de México comenzaron con el servicio, más allá de alguna bebida que sirvieron previo al rodaje en el Aeropuerto.

Estos frutos secos calentitos y salados son LA GLORIA !!!

Como no había comido casi nada en el VIP de Dallas tenía algo de hambre (como si eso fuera una excusa !! jajaja) y pedí la opción de carne. De bebida estuve tranqui, no tenía ganas de alcohol.

Al postre le entré durísimo con esta BOMBA (guarda que no se puede decir esto dentro de un avión !!) de helado de crema, crema, almendras y chocolate caliente. Realmente una locura… Y por supuesto acompañado de Coca ZERO, no vaya a ser cosa que engorde 🙂 🙂

Después de esta cena tiré el asiento para atrás y dormí como un bebe de 43 años… Al despertar ya había amanecido (por suerte del otro lado) y no tenía el sol de frente a la ventanilla. La vista ? Hermosa !!

El desayuno fue servido mientras pasábamos casi vertical a Santiago de Chile…

Las papas estaban algo picantes así que solo fueron frutas, un pancito y el café como para ponerle START al día…

Por suerte había dormido y descansado muy bien ya que tenía un laaargo día por delante, con una invitación de Aerolíneas Argentinas a los hangares de Ezeiza y luego irme al centro ya que tenía compromisos laborales. Mientras tanto afuera continuaba estos hermosos colores con las primeras luces de la mañana.

Luego del desayuno aproveché a levantarme del asiento y recorrer un poco el sector Business del avión. Ahí pude notar que había un sector ideal para aquellos que no podían dormir en el vuelo o bien se habían quedado con algo de sed o hambre 😉

Este espacio divide a los dos sectores de clase Business con 4 filas en uno y cinco en otro.

Faltaban pocos minutos para comenzar el descenso y volví al asiento para disfrutar los últimos minutos del vuelo desde la ciudad de Dallas.

La aproximación fue directa hacia la pista 11 con una muy linda vista a zona oeste del gran Buenos Aires.

Un poco más adelante, aproximación final y aterrizaje…

Luego del rodaje aparcamos al lado del Iberia y nos preparamos para desembarcar por la manga.

Otra vez la clásica foto con un día a puro sol en Ezeiza 🙂

La foto de portada de este Post…

Y la llegada a migraciones que estaba DETONADO pero, para los que podemos por el tema de menores y nos animamos a no tener el sellito en el pasaporte, migraciones express estaba vacío 😉

Rápidamente pasé del otro lado y me quedé esperando la valija que fue una de las primeras en salir.

Pasados algunos minutos de las 9.30hs ya estaba, una vez más, en el Hall de Partidas del Aeropuerto Internacional de Ezeiza pensando y planificando en mi cabeza el viaje a Europa que se venía en apenas unos días…

Fueron dos hermosos vuelos largos con American Airlines en los Boeing 777-200 renovados en sus interiores, habiendo cambiado notoriamente mi parecer con respecto a lo que había sido un vuelo en Business en el año 2016 con uno de los aviones que sin lugar a dudas, estaba pidiendo el cambio 😉

En el Post “Volando de Dallas a Buenos Aires en Business de American Airlines” pueden ver acerca de que les estoy hablando 😉

7

Todos los Reportes de Vuelos los pueden encontrar haciendo click en este enlace https://desdeelpatio.com.ar/vuelos/

Post del viaje – Seattle 2019:

Hasta la próxima !!

Pablo

Share This